Acceso Identificado

 
<<  Diciembre 2018  >>
 Lu  Ma  Mi  Ju  Vi  Sá  Do 
       1  2
  3  4  5  6  7  8  9
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31      
   
Menú

En el curso 2017-18, el IES Al-Ándalus ha participado en el proyecto PIIISA (Proyecto de Iniciación a la Investigación e Innovación en Secundaria en Andalucía). Éste surge de la colaboración entre la Delegación de Educación de Granada, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Universidad de Granada (UGR), con el fin de ofrecer al alumnado granadino de Secundaria una forma moderna e innovadora de aprender e interaccionar con la ciencia. Su principal objetivo es mostrar a los estudiantes de 4º ESO y 1º Bachillerato qué es la investigación y cómo se realiza. Los estudiantes tienen la oportunidad de involucrarse en proyectos liderados por científicos de reconocido prestigio, y conocer de primera mano en qué consiste el método científico y cómo es el proceso de investigación, algo que les permitirá explorar su posible vocación por la carrera científica. Toda la información se puede encontrar en la página web piiisa.es

A cada centro interesado en participar se le asignaron unas 6-7 plazas para estudiantes de esos cursos que mostraran disposición y curiosidad en los proyectos que se ofertaban, y consiguieron plaza las siguientes alumnas en los proyectos nombrados a continuación:

- Lidia Zamora López (4º ESO A): "La alquimia del color. Investigación en arte, química y restauración"

- Roberta Sarah Branco (4º ESO B): "Competencias Globales en Educación / Education Global Competencies"

- Carmen Guerrero Torres (1º Bachillerato Ciencias): "Búsqueda de nuevos fármacos protectores y antiparasitarios a partir de productos naturales"

- María Rodríguez Montes (1º Bachillerato Ciencias): "Estudio, preparación y uso de medicamentos"

- Loreto García Vallejo (1º Bachillerato Humanidades y Ciencias Sociales): "Educación Musical Performativa"

- Laura Alaminos Garrido (1º Bachillerato Humanidades y Ciencias Sociales): "¿Cómo aprendemos árabe marroquí?"

- Zaira Rodríguez Medina (1º Bachillerato Humanidades y Ciencias Sociales): "Competencias Globales en Educación / Education Global Competencies"

El proyecto PIIISA ha estado coordinado por la orientadora del centro, Dª Inmaculada Fernández, como una medida de atención a la diversidad dirigida al alumnado especialmente motivado en el aprendizaje y con interés en profundizar en su tiempo libre en alguna de las áreas de su interés. Cada uno de esos proyectos se celebró durante al menos 4 sesiones en el curso en las sedes universitarias y de investigación que se determinaron para cada proyecto, como la Facultad de Farmacia, la Escuela de Estudios Árabes, el Instituto de Parasitología y Biotecnología López Neyra, la Facultad de Ciencias de la Educación, etc. Allí, profesores/as universitarios estuvieron desarrollando diferentes proyectos con el alumnado de los distintos centros de la provincia de Granada que se habían apuntado a cada uno de ellos. Como jornada de clausura, el pasado miércoles 23 de mayo en la Facultad de Ciencias de Granada, se celebró un Congreso Final donde se expusieron los proyectos, se mostraron los pósters científicos de trabajo que se habían realizado, para dar a conocer los objetivos propuestos, los procedimientos utilizados y los resultados obtenidos a la comunidad educativa y científica. Se adjuntan las fotografías realizadas en esa jornada con nuestro alumnado participante, junto con el póster de su proyecto.

Desde aquí agradecer la colaboración del Equipo Directivo del centro, siempre implicado en la investigación, innovación y en las medidas de atención a la diversidad, al profesorado que ha flexibilizado la entrega de trabajos y la realización de exámenes para que las alumnas pudieran acudir a sus proyectos, a sus padres, por facilitar la labor de hacerles llegar a las sedes correspondientes en la capital en horario de mañana y, sobre todo, a las alumnas mencionadas anteriormente, por su iniciativa, interés, ganas, esfuerzo y buena disposición para la investigación y el aprendizaje.

Inmaculada Fernández
Orientadora del Centro

Alumnos de 1ºESO participando en la Olimpiada Matemática 2018 de Pozo Alcón, Jaén. Gracias por vuestra participación y esfuerzo.

Elena Martínez
Profesora de Matemáticas

los metales de transición
Trabajo realizado por los alumnos de 4ºESO A Loreto Medina, Pablo Manzoni y Rayanne


Trabajo sobre los "Cohetes" realizado por Fernando Alvalá y Pablo Fernández


Trabajo sobre los "Gases Nobles" realizado por Darío Bruzón Salado y Josue Calderón Salazar

El pasado viernes 18 de Mayo, los alumnos de 1º de ESO A y B realizaron la actividad CORRELIMOS, enmarcada en el programa medioambiental ALDEA y visitaron el Parque Loro Sexi.

Los alumnos, acompañados de los profesores Cecilia Rubio, Manuel González, Gabino Marín y de un técnico de Aula del Mar, realizaron un paseo por la playa Puerta del Mar, desde los pies del Peñon de San Cristobal hasta la playa de Velilla. Durante el trayecto los alumnos atendieron a las explicaciones del técnico sobre las distintas especies vegetales que se iban encontrando, como algas rojas y pardas, diversos crustáceos y hasta un pepino de mar. Además mientras paseaban, los estudiantes fueron anotando en sus cuadernos de inspección costera las distintas especies que iban encontrando, así como el estado de las playas y clima.

Una vez terminada la actividad nos dirigimos al Parque Loro Sexi, donde en dos turnos realizamos una visita guiada mientras el resto subía al Peñón del Santo para valorar el recorrido hecho por la playa y disfrutar del maravilloso paisaje.

En el parque, los alumnos disfrutaron de las explicaciones de las especies animales que allí había. Pudieron ver desde loros hasta pavos reales, pasando por gallinas y guacamayos. Pero no sólo había aves en el parque, sino que los estudiantes quedaron sorprendidos al poder darle de comer a los lémures y disfrutar de los amigables suricatos.

El resultado de esta visita ha sido muy satisfactorio tanto para los alumnos como para los profesores, que han comprobado que le ha servido para adquirir las competencias de una forma mucho más práctica y divertida.

Gabino Marín
Coordinador del Programa Educativo

Después de 35 años en este oficio de enseñante, toca retirarse. Lo hago conservando la misma ilusión con la que empecé en este mismo pueblo allá por el año 1983. En estos 35 años sólo he pasado por dos centros, el I.E.S. Mediterráneo de La Línea y el I.E.S. Al Ándalus de Almuñécar.

En Almuñécar he pasado más de la mitad de mi vida. Mi primera clase la di aquí, en mi año de prácticas después de aprobar las oposiciones. Fue un año maravilloso, en donde se forjaron muchas de las grandes amistades que hoy tengo. Al año siguiente me dieron mi primer destino definitivo, La Línea de la Concepción. Aunque no me gustó nada y lo pasé fatal al marcharme de Almuñécar, allí pasé unos años estupendos. Pedí traslado y después de 4 años volví de nuevo a Almuñécar, pero con mucha pena porque allí dejaba un trocito de corazón. De esos años en la Línea conservo buenos recuerdos y grandes amigos, que a día de hoy después de 30 años lo siguen siendo aunque ya nos veamos poco.

A lo largo de estos años he tenido la oportunidad de conocer a muchas personas, alumnos, padres, compañeros,… y cuando miro atrás sólo recuerdo cosas buenas de todos ellos. Por supuesto que ha habido momentos malos, pero es tal la inclinación de la balanza hacia los buenos que los malos quedan insignificantes.

Siempre me gustó mi profesión, desde pequeña quise ser profesora de Matemáticas, por eso el día que aprobé las oposiciones se cumplieron mis sueños. Es un lujo poder trabajar toda tu vida en algo que te gusta, te llena, te entusiasma,…

Además de mis clases, siempre he tratado de implicarme en la vida de los dos institutos en los que he estado y esto ha cumplimentado mi labor docente. El trato con los alumnos fuera de las clases rutinarias es algo muy gratificante.

Ahora, cuando me quedan pocos días de clase, y sin negar esa parte de mí que se entristece al pensarlo, hago repaso de todos estos años y me siento feliz porque me doy cuenta de que soy una persona muy afortunada. He tenido la suerte de tener grandísimos compañeros en estos años, tanto docentes como no docentes. Compañeros con lo que he compartido muchas cosas, dispuestos a ayudarme siempre que los he necesitado, colaborando en cuantas tareas he emprendido, aguantando mis neuras cuando me atacaba,… Nombrarlos a todos sería imposible y no me perdonaría dejarme alguno en el tintero

Muchos de esos compañeros se convirtieron en amigos. Amigos que siempre han estado ahí en mis momentos más duros y que han disfrutado junto a mí en todo lo bueno que me ha pasado. Algunos se marcharon a otros centros, otros lugares, … y con otros voy a tener la suerte de seguir compartiendo el trabajo hasta el final de esta etapa. Me consta que muchos de ellos me van a echar de menos como yo a ellos, pero todos tienen que saber que saber que se va la compañera, pero siempre quedará la amiga.

Y ahora quiero mencionar a mis alumnos. En tantos años de enseñanza han pasado por mis aulas miles de chicos y chicas de todas las edades. He tenido grupos malos, regulares, buenos y muy buenos, chavales con los que he disfrutado y otros que me lo hicieron pasar muy mal. Pero hasta a esos que me lo hicieron pasar mal, al volver la vista atrás me doy cuenta que los recuerdo con afecto.

Y lo más importante de todo son las innumerables muestras de cariño y agradecimiento que año tras año, al terminar su etapa de bachillerato, he recibido de mis alumnos. No hay mayor satisfacción para un docente que recibir un mensaje de ellos o sus padres agradeciéndote lo que les has ayudado, lo que han disfrutado en tus clases o que has conseguido que le gusten las Matemáticas. Yo he tenido la grandísima suerte de recibir muchos de estos mensajes y eso es lo más bonito que me ha podido pasar.

Por eso, el pasado día 1 de junio en la graduación de la promoción 2018, último grupo de 2º de bachillerato al que he dado clase, quise leer un poema.

Este poema de Gabriel Celaya, con el que me siento muy identificada, iba dedicado a todos esos alumnos y alumnas que han pasado por mis aulas en todos estos años, con mi más profundo agradecimiento por todo lo que me han aportado, y por las muchas muestras de cariño que he recibido siempre. El poema dice así:

Educar es lo mismo
que poner un motor a una barca…
Hay que medir, pensar, equilibrar…
y poner todo en marcha.

 

Pero para eso,
uno tiene que llevar en el alma
un poco de marino…
un poco de pirata…
un poco de poeta…
y un kilo y medio de paciencia concentrada.

 

Pero es consolador soñar,
mientras uno trabaja,
que ese barco, ese niño,
irá muy lejos por el agua.

 

Soñar que ese navío
llevará nuestra carga de palabras
hacia puertos distantes, hacia islas lejanas.

Soñar que, cuando un día
esté durmiendo nuestra propia barca,
en barcos nuevos seguirá
nuestra bandera enarbolada.

 

Y por último, quiero aprovechar estas líneas en nuestra revista de centro para dar las gracias a todos mis compañeros que siempre han estado y están ahí, con los que he compartido tantas cosas y que han contribuido a que mi vida laboral haya sido tan gratificante. Me tendréis siempre.

Muchas gracias

Mª Jesús Narváez Zapata

 

 

Buscar en la web

Tablón de Tweets

Visitas a nuestra web

2466726
Hoy
Ayer
Esta semana
Este Mes
Último Mes
Visitas totales
6094
5450
6094
62329
227807
2466726
Volver